Impacto económico del cibercrimen

En la entrada de hoy vamos a comentar el reciente estudio elaborado por McAfee y el CSIS (Center for Strategic and International Studies) sobre “El impacto económico del cibercrimen y el ciberespionaje” (PDF). La conclusión principal del estudio es que, dadas las dificultades para disponer de datos más o menos fiables, han tenido que recurrir […]

En la entrada de hoy vamos a comentar el reciente estudio elaborado por McAfee y el CSIS (Center for Strategic and International Studies) sobre “El impacto económico del cibercrimen y el ciberespionaje” (PDF).

La conclusión principal del estudio es que, dadas las dificultades para disponer de datos más o menos fiables, han tenido que recurrir a las analogías para estimar cuál podría ser dicho impacto, es decir, han utilizado los datos que existen para otros fraudes (en concreto, los datos relativos a accidentes de automóvil, a piratería, a hurtos y a crímenes por drogas) como base para la estimación final de un impacto que, como mucho, sería de 300.000 millones de euros, considerando entre un 0.5% y un 1% del PIB mundial.

Para realizar este cálculo han considerado seis tipos de actividad maliciosa:

  • Pérdida de propiedad intelectual
  • Cibercrimen
  • Pérdida de información corporativa sensible
  • Costes oportunidad (por interrupciones y reducción de confianza)
  • Costes adicionales de securizar los sistemas
  • Daños reputacionales

Aparte de esto, nos gustaría resaltar una mención que se hace en el estudio que nos ha llamado la atención puesto que, efectivamente, la ciberseguridad es algo que excede lo económico, puesto que puede tener efectos que van más allá:

“En el contexto de la economía global, estas pérdidas son pequeñas, pero eso no significa que no sea un interés nacional el tratar de reducir estas pérdidas y el robo de tecnología militar sensible que crea daños cuyo coste total no es fácilmente cuantificable en términos monetarios.”

Para finalizar y para contextualizar esta cifra, deberíamos pensar que si la aproximación está bien, el coste del cibercrimen en España (tomando como base un PIB en 2012 de 1’05 billones de euros) estaría ligeramente por encima de los…  ¡6.000 millones de Euros!

Para que nos hagamos una idea:

  • Sería como si cada español tuviera que desembolsar 130 € al año para costear el cibrecrimen.
  • Es más del triple del presupuesto para 2013 en Educación (1.995 millones de €) o un poco más del presupuesto para Defensa (5.786 millones de €).
  • O casi 10 veces el presupuesto que tuvo la Comunidad de Madrid en 2012 (617 millones de €)

¿Qué os parece la estimación? ¿Realista? ¿Inflada?

Puedes seguirnos en twitter.com/enplusone